El Estudio Global de la Fuerza Laboral 2012 realizado por Towers Watson muestra un panorama integral de las actitudes y preocupaciones de aproximadamente 32,000 trabajadores alrededor del mundo luego de una década de bruscos movimientos económicos, una competencia global intensa, presiones financieras crecientes y turbulencia política.

El estudio está diseñado para arrojar luz sobre cómo la perspectiva de los empleados afecta su comportamiento y desempeño en el trabajo, sobre todo, el nivel de su compromiso con el trabajo y sus empleadores. Como tal, ofrece percepciones importantes a las compañías y a sus líderes acerca de aquellos elementos del clima laboral que ayudan a dar forma (de manera positiva) al comportamiento y desempeño del empleado, para que éstos apoyen las metas de crecimiento del negocio.

A continuación, se desglosan algunas de las preocupaciones clave que resuenan alrededor del mundo, y que trascienden ubicación, edad, nivel de puestos y género:

  • La tecnología sigue marcando el ritmo del cambio y altera la naturaleza y estructura del trabajo mismo. Sin embargo, el ambiente laboral y la experiencia no están manteniendo el mismo paso.
  • Las presiones de costos son intensas y crecientes en muchas partes del mundo y ejercen aún más presión sobre los empleados para que hagan más con menos.
  • Las compañías siguen pasando los costos y riesgos a los empleados, especialmente en los países desarrollados con estructuras de costos laborales altos.
  • Los empleados, aún los de recién ingreso, están mostrando mayor interés en la seguridad en el trabajo y expresan dudas acerca de su futuro en términos de su preparación para la jubilación, crecimiento y desarrollo profesional, y las compensaciones disponibles proporcionadas por sus empleadores.
  • Los empleados en todos lados están trabajando más horas, descansando menos y experimentan niveles más altos de estrés.